Reforma al Infop debe responder a la demanda real del mercado

 

24 SEP, 2018 

Crear una institución que tenga un gobierno corporativo de la cual, el Instituto Nacional de Formación Profesional (Infop) forme parte, junto a otras instituciones formadoras, y que sea presidido por el sector privado plantea el Consejo Hondureño de la Empresa Privada (Cohep), para modernizar la formación profesional.

Se busca renovar mediante un cambio integral y progresivo para adaptar los cursos de formación a la demanda real de las empresas e insertar a los jóvenes al mercado de trabajo, explicó el gerente de asesoría legal del Cohep, Gustavo Solórzano, al confirmar que “dentro de este proceso, el sector privado ha hecho un formal planteamiento de lo que sería un nuevo sistema de formación profesional”.

“Buscamos identificar las verdaderas necesidades de formación, que estén alineadas a la demanda de mano de obra de lo que requieren las empresas, que integran el sector privado hondureño”, precisó.

El sector privado considera la necesidad de certificar las competencias laborales de las personas que se están estudiando o que se están formando dentro del sistema de formación profesional, con el propósito que las empresas puedan contratar a alguien con la experiencia y con el conocimiento adecuado.

Solórzano detalló que “actualmente las personas que se emplean en el sector empresarial tienen los conocimientos empíricos, nadie los ha certificado y por eso es importante comenzar ese proceso de certificación para que puedan realizar trabajos de calidad para mejorar dentro del sistema de competencias laborales”.

También plantean la necesidad de que la formación profesional sea una formación para el empleo. En ese sentido, es necesario hacer un seguimiento y monitoreo de las personas que se formen en Infop para su postvinculación al mercado laboral.

“Para esto pretendemos un modelo de formación dual que permite al trabajador emplearse en una empresa y, al mismo tiempo, estarse formando en los conocimientos teóricos dentro de las instituciones que prestan el servicio de formación. Eso permitirá orientar los estudios a los requerimientos reales de las empresas e incorporarse al mercado con mejores condiciones”, manifestó Gustavo Solórzano.

 

NO HAY QUE PRIVATIZAR

El Infop viene formando a los jóvenes, pero muchos ni siquiera logran insertarse en el mercado laboral con la formación que reciben, detalló el entrevistado, tras afirmar que “no pretendemos privatizar, sino que queremos eficiencia de los recursos del Infop”, declaró.

“Son 950 millones de lempiras con los que cuenta el presupuesto del Infop y apenas logra graduar a nueve mil 106 jóvenes al año, en cursos de larga duración…estamos pagando más de 100 mil lempiras por cada graduado, es como si le estuviéramos pagando una carrera universitaria fuera del país o el sector privado”, manifestó.

Agregó que “estamos seguros que con estos recursos del Infop se puede lograr más y un mejor trabajo”.

Citó el ejemplo de Caderh que con 10 millones de presupuesto forma 4,000 jóvenes en cursos de larga duración y después le hacen todo el seguimiento para que los jóvenes se puedan vincular al mercado de trabajo.

“No se puede estar formando jóvenes y que después no se integren al trabajo. Eso no es privatización, sino hacer un buen uso de los recursos del sistema de formación profesional y para eso proponemos, que no solo sea el Infop que preste los cursos de formación, sino que integrar a todos los demás que se dedican a las actividades formativas, sean públicos o privados e integrarlos y poder hacer un eficiente uso de los recursos y formar la mayor cantidad de personas alineadas a las demandas de mano de obra del sector privado”, señaló.

 

Gustavo Solórzano, gerente de asesoría legal del Cohep.

 

CREAR INSTITUCIÓN CON GOBIERNO CORPORATIVO

El Cohep propone crear una institución que tenga gobierno corporativo del sistema de formación profesional, presidido por el sector privado, siguiendo el modelo de Instituto Salvadoreño de Formación Profesional (Isnafor), que es un ejemplo de buenas prácticas.

“En la actualidad no solamente son esos 950 millones de lempiras los que se gastan en Infop, porque a las propias empresas les toca mandar a estudiar a los trabajadores (dentro o fuera del país) a formarse y se crea una duplicidad en tema de gastos de las actividades formativas, porque los cursos del Infop no responden a las necesidades de las empresas”, afirmó Gustavo Solórzano.

“Es algo integral, progresivo y no tiene nada que ver con la privatización. Queremos eficiente el sistema y esos 950 millones con los que cuenta el infop. Estamos convencidos que, si logramos estos cambios, mejoraríamos hasta el sistema de recaudación y las empresas se verían más comprometidas en las acciones que el Cohep realiza”, señaló.

Entre los cambios proponen darle prioridad a cursos formativos que fomenten el emprendimiento, que cuenten con capital semilla y puedan generar cambios; pero también en turismo, el agro y los servicios de “call center”, entre otros.

 

Fuente: Diario LA TRIBUNA.

Leave a Comment